Estas eran dos vecinas y una invito a la otra a la iglesia y la otra le dijo:
– Ay no que mis gallinas se quedan solas.
La otra insistió y le dijo:
– No te apures que Dios te las cuida
Y se fueron a la iglesia. Y ese día el padre dijo:
-Señoras y señores, Dios esta con nosotros
Y la señora dijo:
– AY MIS GALLINAS SE QUEDARON SOLAAAS!!!!!